24/02/2024

el gobernador de Santa Fe se plantó contra la suba y recibió el apoyo de ruralistas



«No voy a acompañar el aumento de retenciones. El Gobierno acierta en terminar con el déficit y el despilfarro del pasado, pero repite el error al ponerle un pie en la cabeza de los que producen, que son el sujeto del cambio que el país necesita», sostuvo el sábado pasado Maximiliano Pullaro (radical, Juntos por el Cambio), el gobernador de Santa Fe, una provincia netamente agroindustrial donde se levanta uno de los principales nodos portuarios del mundo, en el que se procesan y despachan granos y subproductos hacia distintos mercados del planeta.

Es que la decisión de aumentar las retenciones que se incluye en la Ley Bases o Ley Ómnibus el Poder Ejecutivo que se está discutiendo en el Congreso perjudicaría seriamente a los productores agropecuarios de su distrito como a los de todo el país. Las modificaciones contemplan subir del 31 al 33 por ciento los derechos de exportación de los subproductos de soja (harina y aceite) y del 12 al 15 por ciento los de trigo y maíz. «Somos la segunda provincia exportadora, 4 de cada 10 dólares que necesitamos para sacar al país del atraso, los aportan los santafesinos. Necesitamos un apoyo fuerte a la producción y a la industria que son los que generan empleo y nos van a dar las herramientas para que el país despegue», argumentó el mandatario.

Por eso, Pullaro consideró fundamental «parar la pelota» y tomar el tiempo necesario para discutir cada tema y los impactos de las medidas en cada provincia y en cada sector. «Las provincias productivas del interior queremos que al Gobierno le vaya bien, por eso es fundamental sostener el dialogo», dijo.

Según sus cálculos, el incremento de los derechos de exportación que se fija la llamada Ley Ómnibus, solo sumaría menos de 400 millones de dólares a las arcas del gobierno nacional pero «con el riesgo de perder esos mercados vigentes y pasar a recaudar cero», advirtió el santafesino.

«Sumarle impuestos a la producción, es una posibilidad menos de inversión para generar empleo, sumar valor agregado, incorporar tecnología; en definitiva, son menos oportunidades para trabajar en la Argentina del futuro», indicó Pullaro

Desde Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) los productores salieron a acompañar la posición del gobernador de Santa Fe, ya que consideran que hace una «comprensión cabal» de la situación de los productores y de los perjuicios que este tipo de medidas le provocan al país.

«Hemos expresado hasta el cansancio, los derechos de exportación generan un fuerte impacto económico que tiene efectos nocivos no solamente en la agricultura sino también sobre la economía en su conjunto«, reiteraron desde CRA.

Al tiempo que remarcaron que «desestabilizar una vez más a uno de los sectores más dinámicos y pujantes no es una solución, máxime cuando ya viene desde hace muchísimo tiempo aportando de manera desmesurada a las finanzas públicas».

Los ruralistas también reclamaron que la megaley se retire la adhesión al Convenio UPOV 91 y que entre todos los actores del sector se aborde una actualización de la Ley de Semillas, ya que la medida que impulsa el gobierno nacional implicaría la pérdida del derecho de uso propio por parte de los agricultores y la mayor extensión de los derechos de los obtentores, entre otros aspectos que evalúan negativos.

Hace pocos días, también Martín Llaryora, el gobernador de Córdoba, había hecho pública su oposición a la suba de los derechos de exportación a los productos agroindustriales. «Instamos al resto de los gobernadores a imitar a sus pares en materia de defensa de la producción y de sus protagonistas, a la vez que bregamos por un diálogo abierto entre el sector y el Gobierno a los efectos de tomar las mejores decisiones para el país donde primen verdaderos incentivos a la inversión y la productividad», subrayó CRA en un comunicado..



Source link

Escanea el código