Con el Indio Solari de manera virtual, Los fundamentalistas tocaron en La Plata



Para muchos es simplemente una banda de “covers”, para otros un grupo de músicos apadrinado por el Indio Solari… Pero a veces intentar rotular un fenómeno popular que genera felicidad colectiva y mística, te puede dejar fuera de la historia. 

Los Fundamentalistas del Aire Acondicionado, el proyecto creado por Solari en el 2004 luego de la disolución de Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota, tocó en el Estadio Diego Maradona de La Plata con localidades agotadas. Además, juntaron alimentos no perecederos y transmitieron el show vía streaming para todos aquellos que no pudieron asistir. Para el pueblo, lo que es del pueblo.

Los videos de los cantitos “Y ya lo ve, y ya lo ve, el que no salta, votó a Milei…”, inundaron las redes sociales, una clara demostración del contexto político y la posición de la banda.

Como si la lista la hubiese escrito el más ricotero de la argentina, “Alien Duce” de Último bondi a Finisterre, penúltimo disco de Los Redonditos de Ricota, fue la encargada de abrir la noche y la que indicó que vendrian muchos hits más. 

“Fusilados por la cruz roja” fue la antesala del momento tan esperado: el Indio Solari apareció virtualmente en las pantallas e interpretó “Nuestro amo juega al esclavo” de ¡Bang! ¡Bang!… Estás liquidado.

Con un setlist de 3 horas, Los Fundamentalistas alternaron sus voces a lo largo del show. Deborah Dixon interpretó temas como “Blues de la libertad” y “Golpe de suerte”, Luciana Palacios deleitó a los ricoteros con “Perdiendo el tiempo” y “Ya nadie va a escuchar tu remera”. El saxofonista Sergio Colombo, por su parte, cantó “La hija del fletero” y  “Etiqueta negra”.

Las demás canciones se repartieron entre el bajista Fernando Nalé, Pablo Sbaraglia detrás de los teclados y los grandes violeros Gaspar Benegas y Baltasar Comotto. Sin dejar de mencionar, a los otros músicos que conforman la banda: Miguel Ángel Tallarita en trompeta y Ramiro López Naguil en la batería. 

Banderas rojas, banderas negras de lienzo blanco en tu corazón flamearon de principio a fin como himno de resistencia a la par de temas como: “La bestia pop”, “Todo preso es político”, “Música para pastillas”, “Queso Ruso”,  “Masacre en el puticlub” y “Scaramanzia”. Pero la noche terminó con el “pogo más grande del mundo” gracias a “ji ji ji”.

Entonces, ¿el show de Los fundamentalistas es como cualquier otro? ¿Simplemente un recital más? Una misa ricotera quizás… Un homenaje al gran Carlos Alberto “Indio” Indio Solari. Una declaración de principios. Una mística y pasión popular, sin precedentes en la historia de la música, inentendible para muchos. 





Source link

Escanea el código